Sitges 2016 (7): ‘Train to Busan’, una buena de zombis a toda máquina

'Train to Busan'

Gong Yoo, padre coraje en ‘Train to Busan’. Fuente: www.sitgesfilmfestival.com

Cuesta encontrar películas, ya no de zombis, sino en general, que mantengan tu interés, sean entretenidas y te diviertan de principio a fin. Train to Busan es una de ellas.

Tras su comentada oleada de aplausos y elogios en el festival de Cannes, su paso por Sitges se preveía incendiario, y no fue para menos. La cinta devuelve la fe en el subgénero, y si Melanie. The Girl with All the Gifts, vista también en el último Sitges, lo dota de cierta intelectualidad y evolución conceptual, esta le retorna su espíritu netamente lúdico haciendo un uso ejemplar del ritmo, la tensión interna de las escenas y la combinación de tonos aparentemente dispares como el terror, la comedia o el drama, algo muy típico de cierto cine oriental.

Lo curioso del caso es que esta historia de un padre -divorciado y absorbido por el trabajo- y su hija, que cogen un tren porque la pequeña quiere ver a su madre el día de su cumpleaños, y se ven sorprendidos en pleno viaje por el Apocalipsis zombi, resulta sorprendentemente verosímil y emotiva. Puede que ambas cosas vayan de la mano, pero lo que sí podemos afirmar con absoluta certeza es que su guión te mete rápido en situación (nunca volveremos a coger el tren con la misma mirada) y logra emocionar en su tramo final.

'Train to Busan'

‘Train to Busan’. Fuente: www.sitgesfilmfestival.com

Por si fuera poco, la película contiene algunos acertados apuntes sociales, como el hecho que el padre se dedique a las finanzas y se preocupe únicamente de sí mismo, o que haya un vagón lleno de egoístas personajes a quien, como espectador, desees ver devorados por los no muertos.

Todo ello encaja de forma natural mediante escenas de acción bien planificadas y ejecutadas con pleno sentido del espectáculo por Yeon Sang-ho, en el que es su debut fuera del campo de la animación, con zombis veloces que forman montañas de cuerpos a lo Guerra Mundial Z pero con un resultado más redondo y disfrutable que la media de producciones de Hollywood. A su personal y fulgurante manera, a la altura de los mejores títulos del cine de muertos vivientes.

Texto: David Sabaté

[youtube https://www.youtube.com/watch?v=E2nrE9JnaDg&w=600&h=315]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *